El auge de la pandemia en la ciberdelincuencia despierta el interés en la cobertura cibernética

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Con el aumento del trabajo remoto durante la Covid-19, y las mayores oportunidades de ataque de los ciberdelincuentes, ¿podrían los corredores ver un aumento en el interés de los clientes por el seguro cibernético?

El aumento de ciberataques y ciberdelitos en el ámbito de la seguridad informática, a raíz de la pandemia han encendido conversaciones sobre el seguro cibernético. Y podrían servir como punto de inflexión para que las empresas compren cobertura. Según han afirmado los especialistas. Por otro lado, los informes aseguran de que el rápido movimiento hacia el trabajo remoto ha provocado un aumento de los ataques cibernéticos. Incluido el ransomware, las filtraciones de datos y la «ingeniería social». Como los ataques de phishing que aprovechan el error humano para recopilar información o difundir malware.

El informe sobre ciberdelincuencia de la Europol analiza el impacto de la ciberdelincuencia

En los últimos dos años la Evaluación de la amenaza de la delincuencia organizada en Internet (IOCTA) de la Europol mucho ha cambiado. La pandemia global de COVID-19 que afectó de forma mundial, nos obligó a reimaginar nuestras sociedades y reinventar la forma en que trabajamos y vivimos. Durante el confinamiento de marzo del año pasado, recurrimos a Internet en busca de una sensación de normalidad: comprar, trabajar y aprender en línea a una escala nunca antes vista.

Es en esta nueva normalidad que la Europol publica su séptima IOCTA anual. La IOCTA busca trazar un mapa del panorama de amenazas del ciberdelito y comprender cómo responden las fuerzas del orden público. Aunque la crisis de la COVID-19 nos mostró cómo los delincuentes se aprovechan activamente de la sociedad en su estado más vulnerable, este comportamiento oportunista de los delincuentes no debería eclipsar el panorama general de amenazas. En muchos casos, COVID-19 ha mejorado los problemas existentes.

Delito transversal

La ingeniería social y el phishing siguen siendo una amenaza eficaz para permitir otros tipos de delitos cibernéticos. Los delincuentes utilizan métodos innovadores para aumentar el volumen y la sofisticación de sus ataques. Y los ciberdelincuentes sin experiencia pueden llevar a cabo campañas de phishing más fácilmente a través del crimen como servicio. Los delincuentes se aprovecharon rápidamente de la pandemia para atacar a personas vulnerables. El phishing, las estafas en línea y la difusión de noticias falsas se convirtieron en una estrategia ideal para los ciberdelincuentes que buscan vender artículos que afirman que previenen o curan el COVID-19.

El cifrado sigue siendo una característica clara de un número cada vez mayor de servicios y herramientas. Uno de los principales desafíos para las fuerzas del orden es cómo acceder y recopilar datos relevantes para las investigaciones penales. El valor de poder acceder a los datos de las comunicaciones delictivas en una red cifrada es quizás la ilustración más eficaz de cómo los datos cifrados pueden proporcionar a las fuerzas del orden pistas cruciales más allá del área de la ciberdelincuencia.

Aumento de la demanda de los ciberseguros

Es por ello que, cada vez son más las empresas que se deciden por contratar un seguro que les dé cobertura ante ciberataques. Según datos del Eurostat del 2020, España fue uno de los países europeos con el mayor porcentaje de empresas que contrataron un seguro ante posibles incidentes informáticos o ciberataques. Para decidirse por uno es clave el buen asesoramiento para entender las características de la póliza y de qué manera nos pueden proteger. Debido a que no todos son iguales y solucionan los mismos conflictos una vez que tenemos el problema. De hecho, el sector jurídico, cada vez más comprometido con el compliance y la evolución de su tecnología interna ha comenzado también a hacer uso de ellos con el fin de proteger los datos de sus clientes.

Por todo, tanto la concienciación, la formación y conocimiento de los tipos de ciberataques existentes; así como las nuevas formas de protección de datos son los principales retos a los que se enfrentan las empresas españolas.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

TE PUEDE GUSTAR

RECIBE LA NEWSLETTER

*Email: *Nombre apellidos: *Empresa: Cargo: Sector:

 
Please don't insert text in the box below!

ARTÍCULOS MÁS RECIENTES

ESCUCHA NUESTRO PODCAST

SÍGUENOS EN RRSS

MÁS COMENTADOS

Ir arriba