Un ciberataque causa el caos en Países Bajos en el primer día del pasaporte Covid-19

Un ciberataque causa el caos en Países Bajos en el primer día del pasaporte Covid-19 que ha afectado a los servicios informáticos e impedido generar los códigos QR para acceso a locales

La pandemia de COVID-19, si bien remite en muchas zonas (España incluida), ha provocado muchos cambios que han llegado para quedarse; algunos de forma temporal eso sí. Uno de ellos es el pasaporte COVID-19, necesario para viajar a otros países o para entrar en locales como bares, museos y más. La importancia de este pasaporte, por ende, se antoja vital para poder desplazarse y volver a «hacer vida normal». Por desgracia, el Pasaporte Covid-19 no está pasando desapercibido para el sector de la ciberdelincuencia, quien ha visto otra oportunidad dorada para generar el caos. He hecho, en Países Bajos han vivido recientemente una experiencia bastante desagradable. Un ciberataque contra el sistema informático ha causado una situación de caos en el primer día de uso obligatorio. Concretamente, hablamos del sistema «CoronaCheck«. Un ciberataque causa el caos en Países Bajos en el primer día del pasaporte Covid-19.

Un ciberataque causa el caos en Países Bajos en el primer día del pasaporte Covid-19

Tras el ciberataque realizado, el sistema mencionado sufrió una sobrecarga, imposibilitando la generación de Códigos QR. Estos códigos son necesarios para que un usuario (vacunado con la pauta completa) pueda acceder a bares, restaurantes u otro local. Al ser imposible generar estos códigos, en ciertos lugares se ha acabado generando enormes colas de gente esperando para entrar. El pasaporte Covid-19 ha causado mucha controversia en los Países Bajos (ciudadanía en contra de la medida), por lo que el ciberataque era más que evidente en este caso. La población piensa que es una restricción de libertades, mientras que los empresarios reclaman personal para validar pasaportes. A pesar de la recepción negativa, hay gente que piensa lo contrario y apoya la medida. El documento es obligatorio desde el pasado 25 de septiembre, y ha empezado de la peor forma posible. 

Pasaporte COVID-19, otra oportunidad para el cibercrimen

El pasaporte covid, bien recibido en algunos países y lo contrario en otros, es el salvoconducto que permite movernos con «cierta libertad». A pesar de su sencillez, no deja de ser un documento que contiene información personal. Nuria Andrés, estratega de ciberseguridad para España en Proofpoint ya lo advirtió en su día: -«En primer lugar está la cuestión de quién tiene qué datos, con quién los compartirá y, lo que es más importante, hasta qué punto están preparadas las partes que intervienen en el proceso para conservar esos datos de forma segura. Cuantas más organizaciones almacenen o accedan a nuestra información personal, nuestros datos estarán más expuestos a posibles brechas de seguridad»-. Y es que el pasaporte se ha convertido no solo en la llave de la libertad de movimiento, sino también en una capaz de abrir la puerta a la ciberdelincuencia. Hay que tener especial precaución en la actualidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

TE PUEDE GUSTAR

RECIBE LA NEWSLETTER

*Email: *Nombre apellidos: *Empresa: Cargo: Sector:

 
Please don't insert text in the box below!

ARTÍCULOS MÁS RECIENTES

ESCUCHA NUESTRO PODCAST

SÍGUENOS EN RRSS

MÁS COMENTADOS

Ir arriba